El Servicio de Administración Tributaria (SAT) informó que la devolución promedio de impuestos que se realizó durante los primeros siete meses del 2021 fue de 142 mil 7 pesos. Esto refiere una disminución del 15.9% en relación con los 168 mil 860 pesos entregados en el mismo periodo del 2020.

De acuerdo con el órgano, se devolvió un total de 85 mil 579 millones de pesos de impuestos distribuidos entre 602 mil 637 declaraciones. En contraste, durante el mismo segmento del año anterior se regresaron 89 mil 242 mdp entre 528 mil 496 contribuyentes.

Te podría interesar: Régimen de Confianza del SAT: ¿Qué es y por qué deberías considerarlo cuando presentes tu declaración?

José Carmonadirector general de Quejas y Reclamaciones B de la Procuraduría para la Defensa del Contribuyente (Prodecon), explicó que alrededor del 20% de las quejas que reciben tienen que ver con solicitudes de devolución.

En algunos casos el contribuyente acude porque no ha recibido respuesta de la autoridad fiscal o está inconforme por una respuesta negativa”, señaló el ejecutivo.

Te podría interesar: Tasa efectiva del SAT no amenaza sólo a grandes empresas, también tiene en la mira a Pymes

Según el artículo 22 del Código Fiscal de la Federación, la autoridad tiene un plazo de 40 días para dar respuesta de dichas quejas o solicitudes. De no hacerlo, los contribuyentes pueden sacar una cita para conocer la respuesta y aclarar dudas.

¿Cómo tramitar una cita en el SAT?

  1. Se requiere correo electrónico RFC para poder solicitar una cita en el SAT.
  2. Desde el sitio https://citas.sat.gob.mx/citasat/home.aspx, seleccionar la sección REGISTRAR CITA e ingresar datos requeridos.
  3. Manteniendo abierta la página de solicitud de citas, con el RFC y correo electrónico del contribuyente ingresados, seleccionado el trámite a realizar y la oficina en la que se desea hacer la cita.
  4. A cada oportunidad, “refrescar” la página. Aunque casi siempre vuelve a aparecer el calendario sin espacios de cita, cuando sí los hay, se ahorra mucho tiempo ya teniendo los datos cargados y simplemente actualizando la página. En el instante que existe disponibilidad, el calendario cambia de rojo a azul o amarillo.
  5. Los tiempos en los que las citas están disponibles son muy raros y duran muy poco. Por eso se debe estar “cazando” dichos momentos durante todo el día.
  6. No se debe acudir a un gestor para agendar una cita que legalmente es y debe ser gratuita. Lo que sí útil y legal, es activar las alertas de publicación de las cuentas de Twitter(se pueden encontrar buscando temas relacionados a las citas en el SAT). Cuando llega una alerta al celular con una publicación de la oficina y trámite que se busca, en pocos segundos se debe actualizar la página precargada para poder seleccionar una cita. Existen cuentas en la red social Twitter donde se comparten avisos de apertura de citas entre diferentes usuarios y permiten, al menos por unos minutos, poder agendar una cita para fechas próximas.
  7. Con este método, muchas personas hemos podido agendar una cita con unos cuantos días de anticipación y en lugares donde personas han tardado más de seis meses en promedio para lograr agendarla.
  8. Si existe la posibilidad de viajar, se puede buscar una cita en localidades de baja demanda de citas. Solicitar una cita en Baja California Sur, Colima, o Campeche, resulta más fácil que encontrar un espacio en estados como Veracruz, Estado de México, Jalisco, Nuevo León, o la Ciudad de México, donde la disponibilidad se ha reducido drásticamente.

Tomado de altonivel.com